Lo que mas odio en el mundo : fregar los platos.

No sabéis la manía que me da.

Prefiero mil veces fregar el suelo, planchar, tender,poner la lavadora, limpiar baldosas, limpiar cristales, el baño....lo que sea con tal de no fregar.

Compro vajilla bonita, que me guste, que me resulte atractiva, que me den ganas de tener en perfecto estado....pero ni con esas.

Muchas veces me he planteado comer con vajilla de plástico  si, si , de usar y tirar..... una delicia, comes y a la basura. Ya no la tienes que ver, sucia, amontonada en el fregadero, mirándote, acusatoriamente.

Claro, luego pienso en lo malo que es para el medio ambiente, y el gasto económico que supone y ya se pasa.

Lo de tener lavavajillas, no me lo planteo, que es malgastar agua,porque estando sola, tardaría en llenar el lavavajillas toda la semana, y a ecológica no me gana, ni mi odio por fregar.

Sigo pensando que es  un trauma de la niñez, claro, en casa eramos 10 personas, y los fregotales que había después de cada comida, eran dignos de un restaurante en pleno rendimiento.

Todas las noches, mi madre fregaba antes de irse a dormir, porque decía que había que dejar las cosas recogidas, porque nunca se sabia lo que podía pasar mañana....y yo pensaba: si pasa algo malo, ¿¿que mas da que la vajilla este limpia o sucia?? Y si pasa algo bueno,  ¿¿que mas da que la vajilla este limpia o sucia??

Lo malo de eso, es que sigo pensando lo mismo....


Entradas populares de este blog

Lo dicho, Dolores por mi abuela

La famosisima agenda de Mr. Wonderful

Las mujeres de mi vida