Libro 16 - Iniciaciones e iniciados del Tibet- Alexandra David-Neel

Buenas noches de martes!!

Hoy os traigo un libro, escrito por Alexandra David Néel.

Ya os he hablado de ella, en varias ocasiones en este blog.

Y es que Alexandra fue una mujer increíble con una vida apasionante.

Muy cercana al misticismo y a la creencia de una vida superior a la terrenal, Alexandra estudió, durante años, las diversas concepciones religiosas y filosóficas que forman el misticismo tibetano.


En este libro, nos describe, la relación entre maestros y discípulos, el modo de ver la vida espiritual de los tibetanos, la práctica para conocerse uno mismo, trabajando en ello, ejercitando la mirada interior, la meditación y el concepto de la "impermanencia".

Alexandra, explica, que tras una meditación inicial, debemos pasar a la siguiente fase dirigida:


  1. Abandono el pasado: todo lo que he sido, todo lo que he hecho en el pasado lo dejo de lado. Abandono mis amores, mis odios, mis dolores, mis alegrías.
  2. Abandono el porvenir:proyectos, deseos,esperanzas,temores...etc.
  3. Queda el agregado impermanente que constituye mi "yo" en este mismo instante.

Es una observación directa de ti, en ese momento, en ese instante, de lo que forma tu "yo", sin añadidos.


Así explicado, tiene "telita marinerita".


Lo más recomendable es empezar poco a poco, trabajando la meditación, el apego, la concepción de que nadie somos necesarios (San Preciso se murió) y la libertad para reconocernos por quien somos, lo que somos y lo que queremos llegar a ser.












Os dejo con esta cita, que podéis leer completa, PINCHANDO AQUI  :

El Camino Medio, enseñó a  Buda: la moderación. Fortaleciendo nuestro carácter, para que los pensamientos extremos no nos lleven a perder el contacto con la realidad, y para que el miedo a las pérdidas no cause que nuestra imaginación y nuestra voluntad se dirijan a crear más deseos y egoísmo. Ni aferrarse ni no aferrarse. Aquietar la mente espontáneamente, sin aceptar ni rechazar nada. Educando nuestra mente para la comprensión ecuánime de la impermanencia.


 BESOS



           


Entradas populares de este blog

Lo dicho, Dolores por mi abuela

La famosisima agenda de Mr. Wonderful

Las mujeres de mi vida